El ámbito laboral del ingeniero de la FIUBA le permite insertarse profesionalmente en empresas de todas las escalas y en otras organizaciones, en la función pública,  en el ámbito académico como docente o investigador, y también desarrollar su propio emprendimiento o ejercer su profesión como consultor.

Específicamente como ingeniero mecánico, desarrollará su profesión en áreas tanto de proyecto, diseño, fabricación,  instalación y puesta a punto de máquinas, equipos y sistemas mecánicos.

Su capacidad en desarrollo y gestión de proyectos, trabajo interdisciplinario –en conjunto con otras profesiones–, el manejo de idiomas y medios de diseño y de las herramientas de simulación numérica, lo posicionan para los requerimientos más exigentes.

La demanda de ingenieros en el país supera ampliamente a la cantidad que se gradúan anualmente, lo que les garantiza la posibilidad de elección y desarrollo profesional.